Una receta clásica para quien recién se está animando a dar sus primero pasos en la cocina.

Un típico bizcochuelo de vainilla sirve para comer solo, pero también como base de una torta de cumpleaños, una receta marmolada o para rellenar y comer a la hora del té.

Es por eso que les traemos esta receta fácil para que pueda acercarse a la cocina sin miedo y luego puedan disfrutar de todas nuestras recetas.

Para hacer este esponjoso bizcochuelo de vainilla vamos a necesitar:
6 huevos, 180 gr. de azúcar, esencia de vainilla, 180 gr. de harina 0000

Para empezar vamos a colocar los huevos y el azúcar en un bowl resistente al calor y lo vamos a llevar a baño maría, es decir, colocar una cacerola con agua al fuego y el bowl encima para que el fuego llegue indirectamente.

Batir hasta entibiar, sin sobrepasar los 45º. Retirar del
baño maría, y perfumar con vainilla y batir hasta alcanzar punto letra, es aquel donde puedes escribir con la masa.
Incorporar la harina en forma envolvente.  Colocar la preparación en un
molde  enmantecado y enharinado.

Cocinar en horno a 190º durante 20 minutos.

Retirar y dejar enfriar, luego embolsar si es para comer al día siguiente.  Conservar durante 2 días a temperatura ambiente ó 3 días en heladera.

Si quieres hacer este bizcochuelo de chocolate
Vamos a reemplazar 30 gr. de la harina por 30 gr. de cacao amargo y luego seguimos con la preparación normal como indicamos en el de vainilla.

 

Si lo quieres rellenar lo típico es hacerlo con dulce de leche, cajeta, manjar dependiendo del país donde te encuentres.

Pero también tienes que considerar algunos dulces, por ejemplo de frutillas, fresas, moras, realmente quedan exquisitos.

Si te gusta el chocolate y te animas, un bizcochuelo de chocolate, relleno de chocolate y bañado en chocolate, no te lo podemos explicar con palabras, pero solo tienes que animarte a probarlo.

Que lo disfrutes!